Envíos a todo Chile

Giftcard – Limpieza Facial Completa

¿Qué es la Limpieza Facial Completa?

Es un tratamiento cosmetológico que permite  mantener el rostro limpio de impurezas, como comedones (también llamados puntos negros) y restos de células muertas, dando lugar a una piel fresca, luminosa y bien cuidada.

¿Cuáles son los pasos en nuestra limpieza facial?

1.  Limpieza Facial: La limpieza facial es el primer paso crucial en cualquier rutina de cuidado de la piel. Consiste en eliminar el maquillaje, la suciedad, el exceso de grasa y las impurezas acumuladas en la piel durante el día. Esto se logra mediante el uso de un limpiador suave y específico para el tipo de piel de cada individuo. La limpieza profunda ayuda a preparar la piel para los pasos siguientes del tratamiento facial, permitiendo una mejor absorción de los productos.

2. Peeling: El peeling facial es un procedimiento en el que se aplican sustancias químicas, enzimas o exfoliantes mecánicos para eliminar las células muertas de la piel y promover la regeneración celular. Esto ayuda a mejorar la textura de la piel, reducir las manchas oscuras, las arrugas finas y aclarar el cutis. El peeling puede adaptarse según las necesidades individuales de la piel, desde opciones suaves para pieles sensibles hasta tratamientos más intensivos para problemas específicos.

3. Desincrustación: La desincrustación es un proceso que ayuda a eliminar los puntos negros y las impurezas incrustadas en los poros de la piel. Puede realizarse mediante métodos manuales o con herramientas específicas que ayudan a extraer las impurezas de manera controlada y efectiva, dejando la piel más limpia y libre de obstrucciones.

4. Ampolla y Sérum: Las ampollas y los sueros faciales son productos altamente concentrados diseñados para abordar problemas específicos de la piel, como la hidratación, la luminosidad, la firmeza o la reducción de arrugas. Estas fórmulas suelen contener ingredientes activos como vitaminas, antioxidantes, péptidos y ácido hialurónico, que penetran profundamente en la piel para proporcionar beneficios intensivos y visibles.

5. Masaje Facial: El masaje facial es un paso relajante y terapéutico en un tratamiento facial. Ayuda a mejorar la circulación sanguínea, promueve la relajación de los músculos faciales, reduce la tensión y el estrés, y mejora la absorción de los productos aplicados. Los movimientos suaves y circulares durante el masaje facial también pueden ayudar a tonificar y levantar la piel, proporcionando un aspecto más rejuvenecido y radiante.

6. Máscara Facial: Las máscaras faciales son tratamientos intensivos que proporcionan beneficios adicionales a la piel, como hidratación profunda, purificación, luminosidad o firmeza. Estas pueden estar formuladas con una variedad de ingredientes, como arcillas, extractos de plantas, vitaminas, ácido hialurónico, entre otros, para satisfacer las necesidades específicas de la piel. Las máscaras se aplican después de la limpieza y pueden dejarse actuar durante unos minutos antes de retirarlas para obtener resultados óptimos.

7. Crema Sellante: La crema sellante es el último paso en un tratamiento facial y se utiliza para bloquear la hidratación y los ingredientes activos en la piel. Esta crema finaliza el tratamiento, sellando los beneficios de los productos anteriores y proporcionando una barrera protectora contra los agentes externos dañinos. La crema sellante ayuda a mantener la piel hidratada y nutrida, promoviendo una apariencia saludable y radiante a largo plazo.

Al combinar estos diferentes pasos en un tratamiento facial, se puede lograr una piel más limpia, saludable, rejuvenecida y radiante. Es importante adaptar cada paso según las necesidades individuales de la piel y seguir una rutina regular de cuidado para obtener los mejores resultados a largo plazo.

Duración procedimiento: 45 minutos

Search